El humo de los incendios de Australia da la vuelta a la Tierra

«Los valores del índice de aerosol producidos por algunos de los incendios australianos han rivalizado con los valores más grandes jamás registrados», han asegurado desde la NASA

Observaciones con el satélite Suomi NPP de la NOAA/NASA han rastreado el movimiento del humo de los incendios australianos en todo el mundo, mostrando que ya ha circunnavegado la Tierra.

En una imagen creada a partir de los datos recopilados por el instrumento OMPS (Nadir Mapper de Ozone Mapping and Profiler Suite) a bordo del satélite, un círculo negro muestra el humo que se había rastreado desde sus orígenes regresando a la región oriental de Australia después de haber viajado alrededor del mundo.

El círculo rojo muestra el humo «recién formado» (o corriente) que acaba de ser emitido por los incendios. El círculo verde muestra una intensa tormenta de polvo. Los datos corresponden al 13 de enero.

Suomi NPP lleva cinco instrumentos científicos y es la primera misión satelital para una amplia gama de mediciones terrestres, oceánicas y atmosféricas para la ciencia del sistema terrestre.

Colin Seftor, científico investigador de la NOAA/NASA, ha explicado que «el índice radiación ultravioleta (UV) tiene una característica que es particularmente adecuada para identificar y rastrear el humo de los incenciso. Cuanto mayor es el penacho de humo, mayor es el valor del índice ultravioleta. Los valores superiores a 10 a menudo se asocian con tales eventos. Los valores del índice de aerosol producidos por algunos de los incendios australianos han rivalizado con los valores más grandes jamás registrados«.

Se espera que el humo haga al menos un circuito completo en todo el mundo, volviendo una vez más a los cielos sobre Australia.

Este satélite observa la superficie de la Tierra dos veces cada día de 24 horas, una vez a la luz del día y otra por la noche. En su órbita, Suomi NPP vuela a 824 kilómetros sobre la superficie en una órbita polar, dando vueltas alrededor del planeta unas 14 veces al día. El satélite envía sus datos una vez en órbita a la estación terrestre en Svalbard, Noruega, y de manera continua a los usuarios locales de transmisión directa.

«Una aterradora imagen»

Una densa nube de humo que asciende hacia el cielo, así se ven desde la Estación Espacial Internacional (ISS) los fuegos que arrasan Australia en las fotografías tomadas por el astronauta italiano Luca Parmitano, quien señaló que nunca había visto un incendio de una «magnitud tan aterradora».

«Fuegos en Australia: vidas, esperanzas, sueños en cenizas» escribió en su Twitter el actual comandante de la Estación junto a cuatro imágenes tomadas el pasado día 12, una de las cuales publicó este martes la Agencia Espacial Europea (ESA).

Esa fotografía fue tomada cuando la Estación volaba sobra Fraser Range, en Australia occidental, cerca de la reserva natural de Dunas.

Parmitano subió a su red social otras dos imágenes, en una de las cuales se ve el humo y una parte de la ISS. «Una inmensa nube de cenizas cubre Australia mientras volamos hacia la puesta de sol», escribió.

El astronauta señaló -citado por la ESA- que al hablar con sus compañeros de tripulación se dieron cuenta de que ninguno de ellos «había visto nunca un incendio de una magnitud tan aterradora».

Esta nueva visión de los incendios se une a las imágenes tomadas por satélites que muestran el humo y la contaminación y aquellas hechas desde el suelo que representan «apocalípticos cielos rojos», indica la ESA en su web y agrega que «no se puede negar el efecto devastador de los fuegos».

Para al ESA, «si hay un lado esperanzador de los incendios es la mayor concienciación y los llamamientos en favor de una acción urgente sobre el cambio climático que sigue arrasando el planeta».